METROPOLIS

Es indudable que llevar a escena la máxima obra del expresionismo cinematográfico alemán, declarada Patrimonio de la Humanidad, considerada el clásico, mas clásico de Frizt Lang, es complejo y arriesgado, si a esto añadimos una partitura propia y una puesta en escena innovadora, no nos queda mas remedio que considerar apetecible, el entregarnos al disfrute de su visualización, y decimos visualización porque hay diferentes elementos en escena que requieren nuestra atención continua.

Galardonada con el Premio MAX 2010, al mejor espectáculo revelación, es interpretada por Teatro Che y Moche, y dirigida por Joaquín  Murillo, con musica original de Victor Rebullida, y coreografiada por Elia Lozano.

Un espectáculo multifácetico en  el que se engloban todas las artes escénicas sin complejos, la música en directo, las video proyecciones, los rótulos explicativos propios del cine mudo, una escenografía en la que una luz dura e inquietante rememora ese expresionismo alemán tan identificativo y particular, y un grupo de interpretes que pululan por un escenario con una gestualidad propia de la época en la que se produjo la película, nos adentra poco a poco en la trama de esta obra maestra, que por desgracia muy pocos conocen.

Innovar es arriesgar, y el riesgo en esta obra ha merecido la pena, cuando sales del teatro sabiendo que lo que has visto no es lo imaginable, te han ganado, al fin y al cabo, ¿que seria del teatro sin un puntito de sorpresa?.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s